Category: Palabras proféticas semanales


 

Por Lance Wallnau

 

Lance WallnauSu círculo íntimo

Pude ver un tren sobrenatural. Parecía como si este tren estuviera a punto de partir de la estación. Corría sobre dos rieles, pero no podía ver dónde estaba. Sabía que los rieles proveían el alineamiento correcto para el tren. El vapor salía mientras se preparaba para arrancar. Sentía urgencia, pero no tenía miedo de perderlo. Luego pude ver que el tren era “personalizado” para cada pasajero que quería subir. La siguiente parte de la visión se intensificó.

 

Pude oír: “Debes reunir a tu círculo íntimo”. Debe llevar a otras personas hacia su tren. Usted tiene un círculo íntimo. Es importante darnos cuenta quienes conforman el entorno en nuestra vida para el próximo tiempo. ¿Quiénes están en nuestro círculo íntimo?

 

Dios le entregó citas divinas para encontrarse con muchas personas en los últimos años. Algunas de estas relaciones deben estar a su lado de una manera especial en el futuro. Es una dependencia mutua. Las necesita y ellos lo necesitan a usted, si quieren llegar al lugar donde están llamados a ir.

clip_image002

Pude ver que el camino para asegurarse que están con usted es este: Ser generoso en su gratitud hacia ellos y honrarlos en la manera como los trata. Algunas personas pierden cargas, regalos y tiempo por estar en las vías incorrectas. Otros también pierden mucho porque están en las vías correctas, pero con la gente equivocada. Este es el tiempo… justo después que suene el silbato, para hacer contacto con aquellos que quiere en su futuro y compartir con ellos su apreciación por quienes son.

 

El tren de su templo

Mientras pensaba en la palabra “tren”, este verso de Isaías me atrapó. Creo que añade algo a la visión que tuve sobre el “tren de gloria”. Isaías 6:1 dice: El año de la muerte del rey Uzías, vi al Señor excelso y sublime, sentado en un trono; las orlas de su manto llenaban el templo.

 

El “tren” en este verso se refiere a las vestiduras del rey. La palabra también se podría usar como una extensión de las vestiduras del sumo sacerdote o la cola de un vestido de novia. Se dice que en tiempos antiguos, la longitud de las vestiduras del rey correspondía a la “autoridad del rey”.

 

Estas vestiduras llenaban todo el templo. Era un tren hecho de gloria. En este tiempo debe ser lleno del Espíritu Santo. Esta llenura lo llevará hacia la realidad de visiones, impresiones y gloria. Los ángeles están en el trono en la visión de Isaías y claman: “Santo, Santo, Santo”. Los serafines son ángeles ardientes y brillantes de un orden especial que arden en su adoración a Dios. En esta atmósfera, Isaías es consciente de su necesidad de ser limpio. Un ángel purgó sus labios con un carbón encendido.

 

Isaias 6:8 dice: Entonces oí la voz del Señor que decía: ¿A quién enviaré? ¿Quién irá por nosotros? Y respondí: Aquí estoy. ¡Envíame a mí!.

 

Dios está ubicando gente en el “tren de gloria” para enviar mensajeros hacia el siguiente tiempo con sus palabras en sus labios.

 

clip_image004Resumen:

En este tiempo algunas cosas están llegando a su final, (el año en que murió el rey Uzías):

 

1. Dios está abriendo la sala del trono de una manera única. En un sentido está abierta… pero en otro, sólo Dios puede provocar una visión y una visitación sobrenatural como la experiencia de Isaías. Espere encuentros llenos de visiones.

2. Los ángeles están activos en estas negociaciones. Debemos ser como los serafines… con un corazón ardiente.

 

3. Debemos tener el debido sentido de humildad y necesidad por ser limpios, recibiendo la asistencia divina mientras nos encontramos con Él.

 

4. Él está tocando nuestras bocas porque está enviando nuevos mensajes que debemos entregar en la tierra. “¿Quién irá por nosotros?”, pregunta. Espere una mayor claridad en sus asignaciones. Necesitará a su equipo, su círculo íntimo. Contáctelo.

 

Lance Wallnau

(www.elijahlist.com)

 

 

Por Jane Hansen Hoyt

clip_image002

¿Alguna vez experimentó la sensación de seguir oyendo en sus oídos las palabras de alguien, mucho tiempo después que las dijera? Esa fue exactamente mi experiencia luego de la reunión que nuestro grupo de Aglow tuvo con Asher Intrater y su Equipo de Avivamiento para Israel, al final de nuestro viaje a esa nación en Abril.

 

Mayor entendimiento

Podría decir que el entendimiento de nuestro compromiso con Israel continúa desarrollándose y está más enfocada, mientras nos unimos con los judíos mesiánicos en la tierra. Son el retoño tierno de un grupo de creyentes en Yeshúa que está creciendo de acuerdo con las Escrituras relacionadas con el regreso de Jesús en Mateo 23:39.

 

Este año la realidad de Romanos 11:17 se expandió mientras nos dimos cuenta que como cristianos, no sólo estamos ahí como una ayuda para el pueblo judío. Cuando nos unimos como uno, estamos allí como si fuéramos ellos. No los reemplazamos como nación, nos alineamos con ellos de una manera más profunda que sólo estar allí para ellos. Lo comparo con una pareja que da a luz una nueva vida. El esposo no le habla desde la esquina de la sala de partos. Se encuentra al lado de la mujer, identificándose con ella en su dolor. Él está comprometido en el proceso mientras se manifiesta su futuro en el momento del nacimiento.

 

clip_image004Nunca más un gentil

En nuestro viaje por Israel, Asher comentó acerca del hecho que fuimos injertados, diciendo: “Recuerden, ustedes ya no son gentiles y ahora todas las promesas que eran para los judíos ahora son suyas”. Pensé en el pasaje de Romanos 11:17 que dice: Ahora bien, es verdad que algunas de las ramas han sido desgajadas, y que tú, siendo de olivo silvestre, has sido injertado entre las otras ramas. Ahora participas de la savia nutritiva de la raíz del olivo. Pensé más acerca de todo lo que Dios le prometió a Abraham siglos antes. Dios haría de él una gran nación. Dios lo bendeciría, engrandecería su nombre y sería una bendición.

 

Además hizo un pacto con Abraham acerca de la tierra: En aquel día el Señor hizo un pacto con Abram. Le dijo: A tus descendientes les daré esta tierra, desde el río de Egipto hasta el gran río, el Éufrates. Me refiero a la tierra de los quenitas, los quenizitas, los cadmoneos…” (Génesis 15:18-19).

 

Luego, mientras Israel estaba a punto de cruzar el Jordán y entrar en la tierra, Moisés le habló al pueblo palabras fuertes de dirección y aliento: Yo les he entregado esta tierra; ¡adelante, tomen posesión de ella! El Señor juró que se la daría a los antepasados de ustedes, es decir, a Abraham, Isaac y Jacob, y a sus descendientes” (Deuteronomio 1:8).

 

Entonces les respondí: “No se asusten ni les tengan miedo. El Señor su Dios marcha al frente y peleará por ustedes, como vieron que lo hizo en Egipto…” (Deuteronomio 1:29-30).

 

Las promesas que Dios les hizo siglos atrás, están por cumplirse. Israel tiene un propósito profético increíble revoloteando sobre ellos, simplemente esperando el momento de su cumplimiento. Habían salido de la prisión y de un tiempo de vagar por el desierto, debido al temor y la incredulidad. Ahora estaban preparados para entrar en su tierra prometida y enfrentaron un punto de quiebre en su historia. Enfrentaron nuevos enemigos, nuevas batallas y nuevos avances.

 

Avanza y posee tu tierra prometida

Muchas veces Moisés exhortó a la gente a “avanzar y poseer” la tierra. Les recuerda una y otra vez que esta es la tierra que el Señor les entregó. “¡No temas porque el Señor tu Dios estará contigo!”. El tema unificador a lo largo de las Escrituras es la actividad redentiva de Dios. Deuteronomio le recuerda a la gente que el Espíritu de Dios estuvo con ellos desde el tiempo de su liberación de Egipto. La clave fue creerle y confiar plenamente en Dios.

 

Dios le dijo al pueblo judío que la tierra que les había entregado fluía leche y miel, y estaba repleta de frutos. Obviamente, era un lugar de provisión. No debían temer a los gigantes en la tierra. Dios los ayudaría a vencer a todos sus enemigos hasta que poseyeran por completo la tierra de la cual les había hablado.  

 

Verdad para hoy

Esto es muy cierto en la vida de los creyentes de hoy. Tenemos una tierra prometida que debemos poseer, un lugar de fructificación, provisión y un lugar de victoria. Cuando hablamos acerca de la tierra prometida, nos referimos a caminar en la fructificación y la abundancia de todo lo que Dios tiene para nosotros.

 

Para los creyentes del Nuevo Testamento, es recibir todo lo que Dios hizo para nosotros en Jesús. Luego sigue el proceso de permitir que el Espíritu Santo reprograme la disposición de nuestro ser interior hacia los pensamientos negativos, ansiedad, desaliento, depresión, sentimientos de inferioridad o una mentalidad de víctima. Este proceso nos transformará en la fabulosa nueva identidad que recibimos en la persona de Jesucristo, quien vive dentro de nosotros para hacernos a su imagen. Esa es nuestra verdadera identidad. No necesitamos vivir nuestra vida sujeta a esos pensamientos y patrones de conducta negativos. Fuimos liberados de todo eso y elevados hacia una vida superior.

clip_image006

Como crecimos en el sistema del mundo con un pensamiento secular, encontramos que tenemos algunos de los pensamientos limitantes y restrictivos que tuvieron los israelitas mientras fueron esclavos durante 400 años. Siempre estará peleando contra la nueva identidad que Jesús compró para nosotros. Pero en lugar de vagar por un desierto como ellos, podemos pararnos en nuestra verdadera identidad, viéndola con nuevos lentes espirituales, reprogramando nuestros pensamientos y nuestro lenguaje, para alinearlos con los pensamientos del Señor.

 

¿Se dio cuenta que cuando Dios les dijo a los israelitas que no temieran o desmayaran, en realidad les estaba diciendo que ya no debían vivir con una mentalidad negativa? En lugar de ello, ¡tuvieron otro pensamiento!

 

La mentalidad carnal es hostil hacia Dios. Pelea contra la mentalidad de Dios. Esto es lo que dice el lenguaje del Cielo:

 

Romanos 8:6 dice: La mentalidad pecaminosa es muerte, mientras que la mentalidad que proviene del Espíritu es vida y paz.

 

Romanos 8:2 dice: “… pues por medio de él la ley del Espíritu de vida me ha liberado de la ley del pecado y de la muerte.

 

Romanos 8:14 dice: Porque todos los que son guiados por el Espíritu de Dios son hijos de Dios.

 

Usemos el lenguaje acerca de nosotros mismos que usa el Señor…en nuestras oraciones, nuestra adoración, nuestras declaraciones y nuestra proclamación, para que nuestro territorio personal se expanda continuamente. Hoy es el día para tener un cambio total de corazón y mente. Es tiempo para renovarnos y reformular nuestras mentes y nuestro lenguaje para hablar las palabras del Cielo. Nos movimos hacia nuestra tierra prometida. Usemos el lenguaje de nuestra nueva ubicación. Exterminemos a todos los gigantes que se oponen y vienen a mentirnos sobre nuestra verdadera identidad.


Un real sacerdocio

1 Pedro 2:9 dice: Pero ustedes son linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo que pertenece a Dios, para que proclamen las obras maravillosas de aquel que los llamó de las tinieblas a su luz admirable.

 

Esa porción de las Escrituras está arraigada en el llamado de Dios a Israel en Éxodo 19:5-7. La verdad de esto está llegando al cumplimiento profético en el creyente del Nuevo Testamento. Existen judíos mesiánicos israelitas que también están caminando en un gran cumplimiento de su propósito celestial en Dios, hablando desde el principio.

 

Cumplimiento completo

Las promesas de Dios están llegando a su cumplimiento. Romanos 11:11-12 dice: Ahora pregunto: ¿Acaso tropezaron para no volver a levantarse? ¡De ninguna manera! Más bien, gracias a su transgresión ha venido la salvación a los gentiles, para que Israel sienta celos. Pero si su transgresión ha enriquecido al mundo, es decir, si su fracaso ha enriquecido a los gentiles, ¡cuánto mayor será la riqueza que su plena restauración producirá!.

 

clip_image008Las promesas que Dios hizo siglos atrás se están comenzando a cumplir. Dijo que tendría un pueblo en la tierra que expresaría su imagen. Reclame su tierra prometida personal y camine en la plenitud de quién es Él. Crea por un gran derramar de revelación para que el pueblo judío vea a Jesús como quien es en realidad: su Mesías, su Libertador y su Redentor. Caminaremos como uno en la tierra prometida.

 

Jane Hansen Hoyt

(www.elijahlist.com)

 

 

Por Chuck D. Pierce

 

clip_image002Amados guerreros, amigos y líderes del Reino:

Hay momentos donde se abre un portal del cielo y fluye la revelación. Este domingo 17 de Agosto fue uno de esos momentos. Pude recibir este fluir del cielo entre las 10:30 y las 11:14 AM, en el Centro Global Spheres. Querrá interactuar y decretar lo que el Reino de los cielos está diciendo una y otra vez.

 

Palabra profética de Chuck Pierce y su equipo:

“¡Grite fuerte! Invite a los ángeles ardientes para que se manifiesten. Es tiempo de reedificar para seguir avanzando. ¡Mi Tabernáculo será reedificado! Será derribado lo que impide que mi alabanza se manifieste. La reedificación del Tabernáculo de David hoy, hará que explote la alabanza en mi pueblo. Habitaré en esa alabanza. ¡Evalúen su habilidad para alabar!”.

 

“Prepárese, cantará ante las puertas del infierno. Las puertas del enemigo se sacudirán en cada nación. Las naciones están en el valle de la decisión. El infierno tendrá que retroceder. Reviva y despliegue mi sonido hoy. Las puertas del infierno no prevalecerán ante el sonido de lo que está descendiendo desde el Cielo. Cada continente sentirá el poder del movimiento del Cielo. Será el sonido de los cuatro vientos dentro ustedes. Los vientos del Cielo están descendiendo con mucha fuerza para establecer el sonido de los continentes en orden”.

 

“La tierra está produciendo un sonido de confusión que el enemigo está agitando. La gente en la tierra está oyendo el sonido de la confusión y se está moviendo con este sonido, pero explotará. Las haré explotar con mi aliento. Esto activará el sonido que establecí en tierras como África, Asia, China, Norte y Sudamérica, Australia, Nueva Zelanda, México, América central y la India”.

 

“Panamá será un shofar en mi boca. El poder religioso que congeló a Europa comenzará a derretirse. Rusia y las naciones vecinas, escuchen con cuidado: Está soplando un viento distante. Se está levantando un sonido en Medio Oriente. ¡Jerusalén tocará mi sonido! Israel se reunirá con este sonido. Este es el sonido de los días del pasado. Este sonido establecerá los tronos de gobierno en su lugar. Este sonido gobernará a favor de mi remanente de justicia. Este es el sonido de la fuerza de Dios para fortalecer al débil”.

“Este es el día de revertir la batalla en la puerta. La corte se estableció y el juicio se definió a favor del remanente. El Gibbor está a la puerta para fortalecer a aquellos que regresan de la batalla. El refugio de las mentiras será barrido donde se establecerán las nuevas piedras de ángulo. Mi Reino prevalecerá y los que se refugiaron en las obras de las tinieblas serán descubiertos y expuestos”.

 

¡Estoy incendiando un camino ante ustedes con el viento de mi Espíritu!

“Estoy formando un sendero ardiente detrás de ustedes. Los días pasados abrirán un camino y luego impulsarán a la retaguardia hacia adelante. ¡Sus clamores se están transformando en truenos! ¡Agiten los cielos! Decreten que el fuego del enemigo se extinguirá. Clamen para que la revelación caiga desde los cielos. Pidan la plenitud. Pidan substancia. Pidan multiplicación. Clamen para que las tierras resuciten. Decreten que la sequía y la desolación se quiebran para que se pueda manifestar la sanidad”.

 

“Pidan caminar en la frescura de un nuevo día. Mi deseo es que regrese la frescura del día. Decrete que hay movimientos en su atmósfera. Decrete que se va todo estancamiento. Todos en la tierra se unirán a este sonido. ¡Un sonido, un sonido, un sonido! Un forcejeo de guerra en los cielos está ocurriendo sobre muchos. El enemigo está definiendo los límites. Si tan sólo se afirman y declaran que no jugarán ese juego, todo lo que el enemigo planificó caerá sobre sí mismo. ¡Deje que se vaya el cebo que el enemigo le lanzó!”.

 

Existe un sonido que las tribus de las naciones están comenzando a desatar

“Se está desatando un sonido, el ruido de un trueno como en los días cuando Moisés fue a la montaña. Estoy llamando a mi pueblo a elevarse. En esta hora mi pueblo asciende al monte del Señor. ¡Las tribus se están reuniendo! Los pueblos se reunirán, porque habrá un sonido del Señor en los montes que comenzarán a dividir”.

 

“Que el sonido se eleve para que caiga la división. ¡Que suene! ¡Clamen para que la división se derrumbe! Veremos que se sacudirán las naciones. Estoy regresando en las líneas generacionales y llamaré lo que nunca se movió en sus vidas. Existe un movimiento que debo tener en la tierra ahora, porque el enemigo se está moviendo y reuniendo. Existe un movimiento que establecí en su sangre y se manifestará. Oyeron la agitación en las naciones, pero llegó el tiempo cuando oirás la risa del Señor. El que está sentado en su trono oirá la agitación en las naciones y se reirá”.

 

“No pierdan su botín de guerra por estar distraídos. Siempre hay botines y ganancias en las guerras. Se están moviendo en una dimensión de guerra que no conocen. No pierdan sus botines en la guerra mientras cruzan la tierra. Tengo despojos que ustedes no conocen. Mantengan sus ojos y oídos abiertos. Sepan que la espada del Señor está viniendo. Escondí mi espada para sorprender a sus enemigos. Sus pies serán el sonido. No tendrán que abrir sus bocas, porque de sus pies brotará luz. No pierda sus despojos en la guerra”.

 

“Tendré una reserva triunfante que se está comenzando a congregar. Mi pueblo se levantará. Mientras este sonido se eleva y desciende, será como el rayo y comenzará a descubrir todo lo que estaba oculto. Recuperarán todos los tesoros escondidos de sus generaciones. Solté mi aliento y secaré los mares de las tinieblas. Secaré esto de maneras que protegerán a mi pueblo y expondrán al enemigo cuando venga. Estoy soltando mi aliento y apartando lo que te impide avanzar. ¡Haré que caminen en victoria!”.

 

“Ahora se soltará la unción profética en mi pueblo de una nueva manera. Cuando oigan lo que estoy diciendo y marchen donde les diga que deben marchar, esta unción atravesará la atmósfera a su favor. Existe una legión de ángeles encendidos que los están rodeando y avanzarán con una autoridad con la que nunca antes caminaron. Los pies encendidos caminarán sobre los continentes. ¡Alcancen y atrapen la atmósfera, porque Yo estoy ahí! Sus palabras proféticas cambiarán el curso de los continentes”.

 

“Arranquen las tiendas falsas que el enemigo trató de plantar en sus territorios. Existe una cobertura que está sobre cada uno de ustedes que impide que la alabanza elevada desate la espada de dos filos del Cielo. Ambos filos son necesarios ahora en la tierra. Se deben remover las tiendas falsas que crearon ataduras y coberturas falsas que detuvieron su avance. ¡El estancamiento cómodo se debe terminar! Arranquen las tiendas falsas y avancen”.

 

“Donde el Leviatán, el perverso comunicador de orgullo y exaltación, les mintió y les dijo que ya no podían oír y no podían alabar, le digo que el Yo Soy le picará cada una de sus siete cabezas y cegará sus ojos vigilantes. Caminarán sobre las espaldas del Leviatán y se harán zapatos con la serpiente. Pelearán desde un lugar de verdad y entendimiento, sabiduría y revelación. Durante los próximos siete meses habrá guerra sobre los poderes distorsionados y la comunicación. Sin embargo mi pueblo prevalecerá y el ojo del enemigo será derrotado. Deben llegar hasta el final de la guerra en la que se encuentran, porque a través de esa guerra será como los haré triunfar desde el principio”.

 

“Existe una marcha en la tierra que no viene de mí. ¡A menos que mi pueblo se levante en esta hora para alinearse conmigo y permita que sus dones exploten, no serán capaces de detener la cadencia del enemigo en esta generación! Comprenda al anti-Cristo. Comprendan cómo se ve y sujeten su voluntad con la Mía en esta hora. ¡Muévanse Conmigo! Dejen de aplazar el mover de mi pueblo en esta hora. Si no hacen los cambios ahora, les pasarán por encima en su nación dentro de dos años. ¡Escuchen la palabra del Señor!”.

 

¡Una nueva canción que quiebra un ciclo antiguo!

En medio de la guerra,
declaramos que nuestro Señor es santo,
el dador de aliento y el edificador del gozo.

¡Clamamos para que envíes tu aliento santo sobre la tierra hoy!
Las ruinas antiguas serán reedificadas este día,

entraremos en un nuevo lugar de alabanza,
las ruinas antiguas se reedificarán hoy,
entraremos en un nuevo día de alabanza,
las ruinas antiguas serán reedificadas este día,

entraremos en un nuevo día de alabanza.
Este es un derribamiento santo.
Estoy sacudiendo todo lo que se puede sacudir.
este es un derribamiento santo,
Todo lo que se pueda sacudir será sacudido.

Los huesos se están comenzando a reunir,
el aliento está soplando,
¡se está levantando una nueva novia!
Alcanzaré los rincones de la tierra y
sacudiré la maldad de las tinieblas.

Alcanzaré los límites de la tierra y sacudiré la maldad.
El enemigo se moverá y tropezará, caminaremos sobre su lugar.
Tendré un Templo de alabanza
reedificado sobre cada monte de la tierra.
Sí, tendré un Templo de alabanza,
reedificado sobre cada monte de la tierra.

 

Nota de Chuck D. Pierce: Si hay alguna área en su vida donde no puede alabar, es porque un demonio lo está bloqueando. Decrete ahora mismo que alabará en medio del desorden y los escombros que lo rodean. ¡Las tradiciones se están sacudiendo! Los demonios de doctrinas se están sacudiendo. El enemigo tomará un demonio de doctrina, tomará una verdad y hará que esa verdad (destinada a ser edificada como un consejo pleno de Dios), edifique una caja a su alrededor. Derribe esa estructura de las letras pequeñas que matan y decrete que las cajas de religión, como el cartón, no impedirán que se forme una nueva estructura de vida a su alrededor.

 

Declare que toda verdad unidimensional será reformada y una nueva revelación se anexará y se pegará para edificar una nueva fe en usted.  Decretamos ahora mismo que el poder, la manifestación de la sabiduría y el consejo de Dios, está invadiendo la tierra esta semana. Quiero sugerir que se detenga y entre en comunión con Dios. El Señor usa este acto profético para hacer que lo recordemos. Señor, te recordamos. Recordamos cómo resististe a las fuerzas religiosas. Te honramos por resistir las fuerzas políticas. ¡Tú nos mostraste cómo resistir la incredulidad en nuestros territorios, porque resististe a la incredulidad en Nazareth!

 

¡Resististe el desierto! Resististe al diablo en el desierto. Sabías cómo moverte a mejor ritmo que el enemigo, para hacerlo huir hasta un tiempo más oportuno. Recordamos tu cuerpo y tu sangre. Te pedimos que la actives dentro de nosotros. Eso nos hace vencer. ¡No peleamos con las armas de este mundo!

 

¡Que el Espíritu de Dios repose sobre su vida y su fuego se agite en usted! Recuerde que puede enviar a satanás hacia su propio fuego. Deje de permitir que el enemigo lo siga agotando y cree un desierto a su alrededor. Él tomará todo lo que tiene, incluyendo su último aliento. ¡Decrete ahora mismo que fue llamado a caminar en abundancia! El enemigo viene para matar, robar y destruir, pero el Hijo de Dios y su Espíritu crean una abundancia de vida para nosotros. Padre, permítenos ver el camino ardiente delante de nosotros y sentir el fuego de la gloria detrás de nosotros, en el Nombre de Jesús.

 

Señor, tomo la autoridad apostólica que me entregaste y decreto una línea generacional alrededor de mi vida. Decreto que la línea generacional del Señor Jesucristo se está estableciendo sobre nosotros y determina nuestros límites para el futuro. Decreto que ninguna fuerza demoníaca puede invadir ilegalmente mi linaje. Decreto que el enemigo quedará expuesto junto a todas sus obras. Declaro que por medio de la sangre del Cordero veremos las estrategias del enemigo.

 

Decreto ahora mismo que desciende sobre cada uno de nosotros una nueva energía y un nuevo Espíritu de revelación para que podamos conocer cómo definir las puertas del infierno, una puerta que se encuentra en nuestros linajes, una puerta que trata de manifestarse en nuestras ciudades, una puerta sobre cada nación. Ahora decretamos que las puertas del infierno no prevalecerán, se sacudirán y caerán. El pueblo del Señor se levantará en esta hora de una nueva manera, en el Nombre de Jesús. Un nuevo discernimiento y una nueva unción vienen sobre el pueblo de Dios. Diga en voz alta: ‘Las puertas del infierno no prevalecerán en contra de nosotros’. Levante su ofrenda y vuelva a alinearse con el Cuerpo, manténgase conectado con el Cielo y triunfe esta semana en el Nombre de Jesús.

 

Profecía, palabras y decretos de Chuck Pierce, John Dickson, Allen Faubion, Linda Heidler, James Vincent, Acijam Otxoa, Brian Kooiman, Anne Tate, Diane Rousell, Tobias Lyons, Melinda Richardson, Michelle Hadley, LeAnn Squier y Raymond Banks.

Chuck D. Pierce

(www.elijahlist.com)

 

 

Por John Mark Pool

 

clip_image002Malaquías 4:6 dice: Él hará que los padres se reconcilien con sus hijos y los hijos con sus padres, y así no vendré a herir la tierra con destrucción total.

 

Dios es amor, por eso se enfoca en la reconciliación y en la transformación. Cuando Jesús vino a la tierra y completó su trabajo en la carne y en el Espíritu, Dios mantuvo su Palabra que transformaría por completo todas las cosas perdidas para que se vuelvan a relacionar con Él. Puede estar seguro que en un mundo que está cayendo cada vez más en la agitación, este es el día para que los cristianos sean el medio de reconciliación de los perdidos y heridos para que regresen al corazón del Padre.

 

Un memo del Cielo

Recientemente tuve un encuentro que transformó el mensaje de mi corazón para soltar esta palabra de Dios, específicamente para EEUU y las demás naciones. Un ángel me visitó en medio de la noche. Me desperté de un sueño profundo por un toque ligero en mis pies, noté una luz muy brillante ante los pies de mi cama. Estaba muy erguido y vestido con un atuendo blanco brillante, sostenía en su mano un memo luminoso de Dios. Como levantaba ese memo justo delante de mí, era simple y fácil de leer. Le pregunté quién era y me dijo: “Soy el mensajero del trono de Aquel que amas, soy el ángel de la transformación”.

 

clip_image004Tenía toda mi atención y le agradecí el memo. Luego me dijo: “¡Léelo en voz alta para mí!”. Obedecí rápidamente y hablé con resolución las siguientes cuatro palabras, mientras el memo cobraba vida.

 

· Fuego
· Viento
· Sacudones
· Transformación

 

Mientras leía la palabra Fuego, las letras literalmente se encendían en fuego y chispeaban como si estuvieran en llamas. Después cuando leí la palabra viento, las letras comenzaron a soplar y a moverse como si el viento las agitara. Luego cuando hablé la palabra sacudones, comenzaron a sacudirse vigorosamente en el memo. Finalmente, cuando hablé la palabra transformación, las letras comenzaron a brillar y a saltar con una luz dorada muy brillante, trémula y gloriosa.

 

Cuando terminé de leerle estas cuatro palabras al ángel de la transformación, dijo: “Entrega este mensaje por dondequiera que vayas”. Repentinamente, el ángel se desvaneció y me senté pensando en este mensaje simple. Inmediatamente me sentí impulsado a escribir este “memo del cielo” y volví a dormir.

 

Más tarde esa misma mañana, el Señor me llevó a mi lugar secreto para escribir acerca de esto. Mientras buscaba más revelación de Dios, ponía mucha atención a cada palabra. Luego las palabras una vez más cobraron vida con nuevos mensajes adicionales que venían desde la realidad gloriosa del Cielo.

 

clip_image006Fuego

Cada vez que hablo o escribo las palabras del memo, el fuego santo grababa un sentido revelador que ardía en mi corazón. Dios reveló su motivación. Quiso compartir su primer deseo de su amor apasionado con toda la gente del mundo a quienes les envió a su Hijo para que los transformara.

 

El Señor me dijo: “El fuego de mi deseo es ver a mi pueblo restaurándose hacia mi corazón”. Habló con esa voz clara, pequeña y firme que quería que su propia creación lo anhelara y lo deseara a Él, como Él los deseaba a ellos. Abba Padre se reveló a sí mismo y se aseguró que esta nota de amor fuera entregada a toda la gente. Dios nos está diciendo que este fuego es la pasión de su corazón por su creación y su deseo de intimar con ellos, para encender los corazones de todos sus hijos que Él es y será por siempre amor, lo suficientemente fuerte como para transformar aún la muerte en vida. ¡Nada es imposible para Dios!

 

Viento

La visión de las letras agitándose en la palabra “viento” del memo, quedarán grabadas para siempre en mi corazón. Cada letra volaba como si un viento recio se soltara del Espíritu Santo durante la visita del ángel de transformación. Dios me hizo resaltar el viento como el “ruaj” (aliento del Espíritu Santo) que quiere “volver a soplar su Espíritu renovador y fresco para traer nueva vida para todos los perdidos y los corazones desolados”.   

 

Génesis 2:7 dice: Y Dios el Señor formó al hombre del polvo de la tierra, y sopló en su nariz hálito de vida, y el hombre se convirtió en un ser viviente.

 

clip_image008El Señor enfatizó que el aliento del Espíritu Santo es el viento más que suficiente para transformar esta nación para que se vuelva a su corazón. Debemos experimentar y activar el soplo de la unción del Espíritu Santo para desatar el aliento santo del amor de Dios sobre muchas personas heridas. Mientras estas personas se dan cuenta que estuvieron perdiendo sus vidas, comenzarán a ser guiadas por el Espíritu Santo y estarán preparadas para recibir su soplo transformador. El Señor me recordó la visión del profeta Ezequiel en el valle de los huesos secos: Así dice el SEÑOR omnipotente a estos huesos: ‘Yo les daré aliento de vida, y ustedes volverán a vivir” (Ezequiel 37:5).

 

Parte de la cojera actual en el Cuerpo de Cristo, ha sido por respirar demasiado tiempo las mentiras tóxicas del enemigo. Decretamos que estas toxinas de engaño se purgan y se limpian del Cuerpo de Cristo, ¡en el Nombre de Jesús! Hoy, llenos del poderoso “aliento de vida del Espíritu de Dios”, decretamos el poder transformador de la vida de Cristo y soplamos sobre toda la gente quebrantada, desalentada y perdida.

 

clip_image009Sacudones

En una visión volví a recibir con claridad la palabra “sacudimiento”, recordándome estos versos: … porque así dice el Señor Todopoderoso: Dentro de muy poco haré que se estremezcan los cielos y la tierra, el mar y la tierra firme; ¡haré temblar a todas las naciones! Sus riquezas llegarán aquí, y así llenaré de esplendor esta casa, dice el Señor Todopoderoso” (Hageo 2:6-7).

Cuando leí este pasaje, el viento de la unción comenzó a sacudir y hacer reverberar mi corazón. Literalmente pude sentir el corazón del Padre latiendo junto al deseo de atraer a la gente hacia Él una vez más. Será el despertar más poderoso de Dios que hayamos experimentado alguna vez. En lugar de permitir un diluvio como el que destruyó a todas las criaturas vivientes una vez, esta vez Dios está usando su Palabra para sacudir las naciones para que se vuelvan hacia Él.

 

Dios está llenando su corazón de deseo por su pueblo para que entre en comunión íntima con Él. Muchos judíos vendrán al Padre aceptando masivamente a Jesús el Mesías, como su Señor y Salvador. Este sacudimiento marcará esta nación y cambiará la faz de la tierra en muy poco tiempo, comenzando por las naciones de Medio Oriente. Israel es una clave para nuestra nación. El mundo comenzará a ser sacudido para que regresen al corazón del Padre en este tiempo de un gran avivamiento. Este sacudimiento no lo podrá detener la mentalidad carnal de la gente o el engaño del enemigo. Este sacudimiento “golpeará nuestros corazones” para que vuelvan a latir al ritmo de nuestro Creador.

 

Todo el mundo experimentó demasiados sacudones desagradables. El sacudón que vendrá será un “terremoto provocado por el viento del Espíritu Santo”. Sacudirá los EEUU y el resto del mundo. La gente caerá de rodillas para arrepentirse y volver sus corazones al Señor.

 

Transformación

clip_image011El Señor dejó grabado en mi corazón que su deseo era restaurar lo que se había perdido y que su pueblo sea transformado a su imagen como el oro puro. Debemos enfocarnos en el deseo del corazón del Padre y dejar fuera de la ecuación a nuestro pensamiento humanista y nuestra mentalidad carnal.

 

Romanos 12:2 dice: No se amolden al mundo actual, sino sean transformados mediante la renovación de su mente. Así podrán comprobar cuál es la voluntad de Dios, buena, agradable y perfecta”. Esta vez el avivamiento provocará una transformación global mayor y muchas naciones comenzarán a volverse al Señor en un sólo día. El Padre resaltó en un color dorado nuevo, brillante y celestial la palabra “transformación”, así como la pude ver en el memo que trajo el ángel de transformación. Este oro puro no pertenecía a la tierra y representa el cambio completo de los corazones que se vuelven al Padre para ser purificados y libres de cualquier defecto de este mundo.

 

Mientras meditaba en la palabra “transformación”, el Padre le habló gentilmente a mi corazón que nos había dado la habilidad no sólo para ser libres de todo pecado, sino para movernos a lo largo de un proceso de purificación que determinará nuestro crecimiento hasta ser transformados a la imagen de su Hijo. Este proceso de “fusión” nos tomará a cada uno de nosotros y nos llevará hacia nuevos niveles de crecimiento, transformándonos de gloria en gloria.

 

2 Corintios 3:18 dice: Así, todos nosotros, que con el rostro descubierto reflejamos como en un espejo la gloria del Señor, somos transformados a su semejanza con más y más gloria por la acción del Señor, que es el Espíritu.

 

El Señor quiere que sus redimidos maduren en el “fuego refinador”. Cuando les ofrecemos su amor a los que se encuentran desesperados por recibir el “amor verdadero”, verán a través de nuestras vidas la imagen de nuestro Abba Padre, en la medida que nos comprometemos cada vez más con nuestros llamados. Esta es una clase diferente de transformación que nunca antes se vio en la historia. Aún puedo oír el aliento de Dios atravesando mi ser con su voz penetrante: “Como en los días de Ester, en este tiempo la Novia de Cristo será transformada para ser una transformadora”.

 

clip_image0132 Corintios 5:15-20 dice: Y él murió por todos, para que los que viven ya no vivan para sí, sino para el que murió por ellos y fue resucitado. Así que de ahora en adelante no consideramos a nadie según criterios meramente humanos. Aunque antes conocimos a Cristo de esta manera, ya no lo conocemos así. Por lo tanto, si alguno está en Cristo, es una nueva creación. ¡Lo viejo ha pasado, ha llegado ya lo nuevo! Todo esto proviene de Dios, quien por medio de Cristo nos reconcilió consigo mismo y nos dio el ministerio de la reconciliación: esto es, que en Cristo, Dios estaba reconciliando al mundo consigo mismo, no tomándole en cuenta sus pecados y encargándonos a nosotros el mensaje de la reconciliación. Así que somos embajadores de Cristo, como si Dios los exhortara a ustedes por medio de nosotros: En nombre de Cristo les rogamos que se reconcilien con Dios.

 

Es tiempo de transformación

El Señor envió al ángel de transformación para despertarnos del sueño, entregarnos el mensaje de activación para nuestras vidas y así producir un cambio genuino para llevarnos hacia la imagen del corazón de nuestro Padre. Así todo el mundo comenzará a anhelar su corazón. En la medida que nos apegamos a nuestro “proceso” para ser más como Jesús, podremos ofrecerle el Mesías a la gente herida, demostrando que la justicia del Padre es nuestra, porque la obra de la Cruz ya fue consumada.

 

Tenemos una carta de amor perfecta del Cielo que nos llegó a través de Jesús, porque es el precio máximo que se pagó por nuestra transformación. En esta carta de amor, el viento de la unción del Padre ahora está soplando un mensaje fresco de su corazón de fuego santo.  El sacudimiento por la Palabra de Dios, es su corazón hacia nosotros para que podamos ser transformados a su imagen y comenzar a ser los verdaderos mensajeros del ministerio de la reconciliación. ¡Hoy es el día de salvación que transformará nuestra vida! Es nuestro tiempo para ser transformados y permitir que Dios transforme nuestra familia, nuestra nación y el mundo. ¡Es tiempo de transformación!

 

John Mark Pool

(www.elijahlist.com)

 

 

Por Doug Addison

 

clip_image002Misterios y revelación

Existe un cielo asombrosamente abierto y un fluir creativo que está ocurriendo justo ahora, en el mes de Diciembre. Ideas creativas, canciones y letras comenzarán a fluir en un mayor nivel durante este mes. Debe estar listo para capturarlas y escribirlas.

 

Dios creó los cielos y la tierra, y todos fuimos creados a su imagen (Génesis 5:1). Como Dios es creativo, todos también tenemos un deseo interior y una habilidad creativa. Demasiado a menudo pensamos que la creatividad es sólo para los artistas, los músicos, los bailarines o los diseñadores. Todos somos creativos y fuimos diseñados por nuestro Creador para manifestarlo de maneras diferentes. Dios está soltando ideas creativas, invenciones, estrategias, etc. No hay límites.

 

Nuevos estilos y sonidos radicales

Espere una nueva revelación fresca que comenzará a fluir desde ahora en adelante. Escuchamos palabras proféticas, estilos y sonidos similares, pero Dios está soltando un nuevo sonido que muchos se apresurarán a juzgar cuando los oigan por primera vez. Muchos no discernirán que esto viene de Dios. Sin embargo, para los que puedan discernirlo, será un soplo de aire fresco, el vino nuevo que tanto anhelaron. Habrá un nuevo entendimiento sobre cómo entregar y recibir una revelación profética.

 

clip_image004Existe una nueva libertad de expresión. Estuve entregando palabras proféticas en tiempos específicos que nos van a direccionar por unos cuantos años. Hace poco, Dios me habló que comenzara a entregar palabras proféticas cortas y puntuales todos los días. Recibí una mayor respuesta positiva de las pequeñas palabras proféticas que de cualquier otra cosa.

 

El año pasado tuve el honor de asistir al estreno de la película documental de Darren Wilson llamada “El Padre de las luces”, mientras hacía interpretaciones proféticas de tatuajes en una discoteca. Desde que salió esa película, la gente me autorizó a salir de las cuatro paredes de la congregación y tratar cosas nuevas. Dios es divertido y creativo. Este tiempo debemos quebrar todo lo mundano. Por ejemplo, hago uso de monólogos humorísticos en mi ministerio para resaltar las actitudes de la gente y no sienten el bisturí mientras los corta para sanarlos.

 

También utilicé algunas canciones bailables seculares y a menudo ministro con una “Fiesta de baile del Espíritu Santo”. La gente baila, se ríe y se divierte, mientras una fuerte presencia de Dios llena todo el salón. Al día siguiente recibimos numerosos reportes de personas que fueron sanadas durante el baile sin que nadie imponga sus manos sobre ellas. Estos son sólo unos pocos ejemplos de cómo el Espíritu Santo puede tocar a la gente usando un nuevo estilo que no tiene límites. ¡Ahora somos libres para salir y divertirnos!

 

Olviden las cosas de antaño; ya no vivan en el pasado. ¡Voy a hacer algo nuevo! Ya está sucediendo, ¿no se dan cuenta? Estoy abriendo un camino en el desierto, y ríos en lugares desolados” (Isaías 43:18–19).

 

Nuevo mover del poder sanador de Dios

En 2008, el avivamiento de Lakeland, Florida trajo una gran cantidad de cosas y luego algunas personas fueron heridas por sus resultados. Esté de acuerdo con esto o no, Dios me habló con claridad el 15 de Noviembre que muchas personas sufrieron por la desilusión posterior al avivamiento de Lakeland. Dios legitimó los milagros durante ese tiempo, pero luego un ataque diabólico trató de hacer que la gente dejara de confiar en el Espíritu Santo y dejaran de moverse con libertad en los dones espirituales en sus congregaciones.

 

Debemos prepararnos para un nuevo mover del Espíritu Santo con poder y sanidades que comenzará en el 2014. Para preparar el clip_image006camino, se está removiendo ahora mismo la “desilusión de Lakeland”. Se está restaurando un nuevo nivel de confianza que le permitirá al Espíritu Santo moverse con libertad siguiendo las órdenes de Dios. ¡El retorno tan esperado del poder de sanidad está aquí y aumentará durante el 2014!

 

Los cielos se están abriendo con rapidez

Recientemente me di cuenta que los cielos están abiertos y la presencia de Dios viene mucho más rápido durante la adoración.

 

Muchas congregaciones se acostumbraron a pasar tiempo largo en adoración para entrar en la presencia de Dios. Un cambio ocurrió desde Septiembre y ahora debemos aprender a interactuar con lo que Dios está soltando de nuevas maneras. Tuve una visitación de Jesús el pasado Agosto y me dijo que estamos entrando en un tiempo de su reposo, donde trabajaremos menos y produciremos más. Esto aplica a entrar en la presencia de Dios durante la adoración.

 

Pude ver al Espíritu Santo moviéndose de muchas maneras con la gente por todas partes. Sin embargo, algo permanecía sin cambios: “Debemos pararnos en lo que Dios está haciendo cuando se presente la oportunidad”. Dios puede soltar una unción para sanidades físicas, amor, cielos abiertos, sueños, visiones, o lo que sea. Sin embargo, se requiere discernimiento y arriesgarse para atrapar el tiempo de Dios ante cualquier situación.

 

Atrape al Espíritu Santo y trabaje con lo que experimenta. Este es un año para acelerarse en el aprendizaje del toque del Espíritu Santo y entrar en una atmósfera del amor de Dios.

 

Por qué hacemos lo que hacemos

El ministerio profético es asombroso y necesita funcionar en el mundo hoy. Nos ayuda a discernir nuestros tiempos y circunstancias, trayendo revelación de los deseos de Dios para nosotros y nos ayuda a mantenernos en el curso de la voluntad del Padre para nuestras vidas. Nuestra motivación y fundamento para movernos en el ministerio profético se encuentra en Efesios:

 

clip_image008Pido que el Dios de nuestro Señor Jesucristo, el Padre glorioso, les dé el Espíritu de sabiduría y de revelación, para que lo conozcan mejor” (Efesios 1:17).

 

Mi oración por ustedes es que Dios los llene con sabiduría y revelación en este tiempo, para que puedan conocerlo mejor.

 

 

Doug Addison

(www.elijahlist.com)

 

 

Por Al Thomas

 

clip_image002Una bendición encubierta

¿Alguna vez tuvo una cita importante e inesperadamente se encontró con el camino bloqueado? ¿Repentinamente se encontró perdido en un camino desconocido? El tráfico es pesado y usted apenas se mueve. Sabe que si no sale pronto de esa ruta será demasiado tarde. Luego caerá en un estado de agitación y stress. Aquí es donde el Espíritu Santo dice: “Hijo, ten paz”. Esto mismo ocurre en el espíritu: Algunos piensan que están en un lugar desconocido (detenidos en el tráfico espiritual), pero Dios los está preparando para una bendición. El Espíritu Santo está diciendo: “La obstrucción inesperada en el camino es una bendición encubierta”.

 

Con frecuencia, cuando todo parece ir bien en nuestra vida, surgen los problemas. Sin embargo, en realidad Dios está por manifestar algo bueno. A veces las batallas se ganan fácil y usualmente no tropezamos con las tentaciones, aunque sean constantes (vea 1 Corintios 10:13). Otras veces parece como si la vida se está desviando y todo se pierde. Esas cosas que solía manejar con facilidad, ahora lo abruman. Entonces se pregunta, ¿Dónde se fueron mis fuerzas? (vea Salmo 6:2). Allí está usted, llamado por Dios, siguiendo sus planes lo mejor que puede, cuando las cosas comienzan a desbarrancarse. Su espíritu ruge con entusiasmo, pero ahora la victoria parece una ilusión.

clip_image004

No tema, Dios está preparando algo: Una bendición para su vida

Sí, el camino parece desconocido, pero no está en el camino equivocado. El Salmo 37:23 declara: El Señor afirma los pasos del hombre… . Usted no lo pidió, pero ahora debe pelear una pequeña batalla (vez Efesios 6:11-12). Debe mantenerse en movimiento hacia adelante. Lo esperan tremendas recompensas si no baja los brazos (vea Filipenses 1:6). Usted decide mantenerse en movimiento (vea Filipenses 4:13) y no abandonar. La ruta anterior congestionada se está por limpiar (vez Romanos 8:28). La niebla se levantará pronto, porque Dios está preparando una bendición inesperada para usted. Números 23:20 dice: Se me ha ordenado bendecir, y si eso es lo que Dios quiere, yo no puedo hacer otra cosa. Esto es lo que Dios le está diciendo.  

 

No piense que porque usted no se mueve, Dios no se está moviendo

A veces, si Dios le hubiera permitido quedarse en el mismo camino del pasado (vea Proverbios 14:12), se hubiera perdido la oportunidad (y la bendición). Con frecuencia, Dios nos desvía a la fuerza para que podamos dirigirnos hacia las bendiciones que tiene para nosotros (vea Juan 4:38). A menudo se concreta más en la realidad espiritual cuando Él nos hace esperar (vea Isaías 40:31) y anhelar.

 

La espera no significa inactividad. Significa “descansar en Él”. No debe entrar en pánico porque parece que no ocurre nada. Él pulsó el botón divino de pausa para que pueda descansar en Él. (Algo que está tratando que usted haga en un tiempo más adelante). Sí, usted se está moviendo, sólo que esta vez Él lo está cargando. Sí, está progresando, pero esta vez Él lo está dirigiendo. Usted oró por esto demasiado tiempo, no pelee contra esto. Ahora se puede relajar mientras Él lo eleva. Cuando registre esto, su fe permitirá que el gozo del Señor se manifieste. La expectativa reemplaza al stress.

 

clip_image006Debido a los bloqueos en la ruta, no piense que sus promesas están postergadas

En realidad ocurre lo opuesto (vea Salmo 138:8). Dios lo está llevando por un camino diferente. La promesa no sólo ocurrirá, se cumplirá en una escala mayor. Usted permite que Dios haga esto a su manera (vea Salmo 18:30). Sí, usted tiene buenos pensamientos y su corazón se encuentra en el lugar correcto, pero Dios quiere mostrarle un mejor camino. Debido a que usted no tomó su propio camino, rechazando el desvío del Señor, Él ahora puede hablarle de sus planes divinos y no de los suyos (vea Jeremías 29:11). Ahora se dará cuenta que debía haber tomado ese desvío mucho tiempo antes. Comience agradeciéndole a Él por este “camino extraño”. La comunión profunda con el Rey da resultados (vea Lucas 24:15). Sonreirá cuando sepa que Él está a cargo y arriba su paz.

 

clip_image008Usted está en buena compañía y a punto de hacer historia

Dios está en el negocio divino de “bloquear los caminos”. Metió a Pablo en un desvío celestial (vea Hechos 9) y cambió la historia, volviendo el mundo al revés (vea Hechos 17:6). Jesús metió a unos pocos pescadores en un desvío divino y cambió sus vidas (y las del mundo) para siempre (vea Mateo 4:18-19). Dios le envió al ángel Gabriel a María para meterla en el mayor desvío de todos. Como ella lo aceptó (vea Lucas 1:30-31), usted y millones ahora están en el Reino de Dios. Ellos y muchos otros podían haber tomado el “camino normal y agotado”, pero no podrían haber cambiado la historia.

 

La autopista de Dios aparece ante sus pies (vea Isaías 35:8). Usted necesita comenzar agradeciéndole a Él por la interrupción. Regocíjese por los bloqueos en el camino que Dios estableció ante sus pasos. No se escape de ellos. Muchos serán bendecidos porque usted dijo: “Dios, no reconozco este camino. Nunca estuve aquí antes, pero como tú lo dijiste, seguiré tu desvío para mí”.

 

Recuerde, nadie dijo que siempre tiene que entender este bloqueo divino en su camino. Eso vendrá después. Por ahora, respire profundo, cálmese y disfrute el paisaje. No se preocupe. Por nada esté ansioso (vea Filipenses 4:6). Simplemente mantenga sus ojos en Jesús y Él le permitirá ver la salida (vea 1 Samuel 3:10). ¿Caminos bloqueados? ¿Desvíos? No lo creo. Usted se encuentra en el camino de sus bendiciones.

 

Considere esto: Hasta ahora Dios nunca tuvo un día donde dijo: “Oye, no pude ver ese problema…”.

 

Al Thomas

(www.elijahlist.com)

 

 

Por Garris Elkins

clip_image002

Caminos en el desierto

Recientemente algunos de ustedes se sintieron como dentro de una locomotora con vagones completamente cargados y a toda velocidad, alineados hasta donde les alcanzaba la vista. Se desarrolló un momentum tremendo en su vida durante este último tiempo. A través de eventos imprevistos y repentinos, ahora estamos viendo el final de las vías del tren delante de nosotros. Puede estar viendo el final de un tiempo en su vida, pero no tener idea de lo que viene después. Puede estar viendo que se acerca rápidamente el final de un ministerio o el final de una relación afectiva. El final de lo conocido puede tener un efecto paralizante.

 

Los rieles visibles de este tiempo están llegando a su final y parece que no existe nada más allá que un desierto de arena desconocido e inexplorado. Es demasiado tarde para poner los frenos naturales. No hay más tiempo. Usted está pensando que en breves momentos su vida, como la conoce, se descarrilará y chocará con las arenas suaves de un futuro indefinido. La velocidad de este choque percibido le está quitando la respiración.

 

clip_image004“Haré un camino…”

Mientras procesaba estas palabras, el Señor me entregó una profecía sobre esperanza y promesa: “Haré un camino en este desierto que se está acercando rápido, donde los caminos parecen imposibles. No permitiré que las cosas que ya están en movimiento en tu vida terminen en desastre. Establecí vías debajo de la arena de tu desarrollo futuro que no son visibles para los ojos naturales. Estas vías se levantarán y atraparán las ruedas de tu vida para conducirte por este desierto indefinido”.

 

“Preparé este camino para muchos otros antes que tú, Yo sé lo que estoy haciendo. Confía en mí para introducirte en tu destino prometido. En lugar de llorar aterrado al final de estas vías, llorarás de gozo por lo que hice. Entre este momento y el final de las vías conocidas, debemos permitir que se revelen los verdaderos colores de nuestra fe en los momentos que restan. Esto nos desarrollará y maduraremos para que no tengamos ninguna deficiencia en alguna manera en los tiempos por venir. Tu acto de fe es creer en la sustancia de las vías que no se ven”.

 

Isaías 43:19 dice: ¡Voy a hacer algo nuevo! Ya está sucediendo, ¿no se dan cuenta? Estoy abriendo un camino en el desierto, y ríos en lugares desolados.

 

Garris Elkins

(www.elijahlist.com)

 

 

Por Eileen Fisher

clip_image001

La siguiente palabra profética corporativa fue entregada por Eileen Fisher en su Escuela Profética en Colorado Springs, Colorado:

 

“¿Permitirás que mi paz haga su obra?”

Pude oír al Señor que decía: “Te entregué mi paz. Te la entregué. ¿La recibirás? ¿Permitirás que destierre cada preocupación, cada temor y cada angustia? ¿Permitirás que mi fe se manifieste para derramar aceite de sanidad en tu mente, tu cuerpo, tu espíritu y tu alma?”.

 

“¿Permitirás que mi paz abra y cierre puertas? Aunque una puerta se cierre en tu cara, ¿te volverás a poner de pie en mi gracia para decirme: gracias Señor, por tu paz que me guía?”.

 

“¿Permitirás que mi paz haga su obra? ¿Permitirás que mi paz complete lo que le dije que hiciera? Llama al ‘Príncipe de Paz’ y cuando encuentras la paz, encontrarás al Príncipe de Paz”.

 

clip_image003“Pídeme que me manifieste en las situaciones turbulentas. Permíteme entrar y calmar esas tormentas, así como manifesté mi paz en medio de la noche, cuando existen tormentas que lanzan cosas. Una viene por un lado, la otra viene desde el otro. Fueron atemorizantes y clamaron. Aun así seguí durmiendo porque estaba en los brazos de mi Padre, descansando en su regazo”.

 

“Debes aprender bien esta lección. Cuando la turbulencia te rodee y los ‘no’ se transforman en los ‘sí’ que nadie quiere oír y los ‘sí’ se transforman en los ‘no’ que nadie quiere oír, debes rendirte al Señor”.

 

Conquistando la turbulencia

“Debes tener un corazón sumiso. Debes estar dispuesto a someterte. Aprende a no pelear contra mi voluntad, ni contra mi ritmo o contra mis caminos. Vive con paz y que ningún hombre te robe la paz. No les permitas entrar en tu territorio para robarte la paz, trayendo su turbulencia. En lugar de ello, permite que tu paz conquiste su turbulencia”.

“Muchos de ustedes son como mis barcos que envío entre aguas cambiantes y agitadas que arrojan a mi pueblo hacia un lado y otro. No hay dirección, la noche es oscura y no se ven las estrellas para poder guiarse. Te envío allí con mi paz, para hablar mi quietud, en todo lugar donde puedan oír a mi Espíritu”.

 

clip_image005“No puedes oír mi Espíritu en la turbulencia, sólo si te fatigas, pero no quiero que te fatigues. Quiero que te mantengas en quietud y te familiarices con mi paz. Porque el enemigo no conoce la paz. No puede contrarrestar mi paz. No puede tocar mi paz, porque tomé la victoria sobre la paz”.

 

“Cuando fui declarado como el ‘Príncipe de Paz’, poseo la paz. Permite que mi paz te posea. Declárala en tu casa. Declárala ante el miedo, la angustia y la preocupación. Declárala sobre tu cuerpo y tu mente. Permite que mi paz gobierne tu alma. Permite que mi paz gobierne tus decisiones”.

 

“No temas porque te entregué un cheque en tu espíritu. Mira para ver si no envié una tormenta donde debes declarar ‘calma y aquiétate’. No pelees con mi paz, permite que mi paz te abrace”.

 

“Comprende, cada vez que mi paz toma territorio en tu vida, te metes más en mi territorio. Permíteme poseer tu turbulencia, porque quiero que mi paz te posea”.

 

clip_image007“Abraza a mi hijo, el Príncipe de Paz”

“Clama por la paz sobre todos los que te rodeen, más aún, por la paz dentro de ti mismo. Haz la paz contigo mismo para que puedas reconocer la visitación de mi paz que está sobre tu vida. Porque mi Hijo fue el pacificador, mi Hijo fue la ofrenda para la paz eterna. Entra en tu obra en la Cruz. Participa de la paz por la cual Él murió. Él murió para que puedas vivir en su paz”.

 

“Una vez más digo, ‘te ofrezco mi paz’. Extiendo mi mano de paz. No de una manera impertinente, no sin darte cuenta del valor y el costo. Porque dentro de esa mano te ofrezco a mi Hijo. Por eso te digo, ‘toma a mi Hijo. Abraza a mi Hijo, el Príncipe de Paz’”.

 

“No temas, permite que el Señor te abrace, así como abrazo a los míos en la tormenta. Permite que Él te abrace en la tormenta y no sólo lo conocerás como el Redentor, el Salvador, el Rey de reyes, el Señor de señores, el Sanador y el Libertador, también lo conocerás a Él y clamarás por su dominio como el Príncipe de Paz, Aquel ante quien se doblará toda rodilla  y el que sostiene tu mano en su mano. Él devorará tu turbulencia y la disolverá en su paz. Escoge mi paz”, dice el Señor tu Dios.

 

Palabra profética entregada por Eileen en la Escuela Profética del Espíritu Santo en Colorado Springs, Colorado:

 

“Pongo sobre tu cabeza dignidad, honor, fuerzas y entendimiento”

Pude oír al Señor que decía: “Levántame. Cuando me levantas y me exaltas, todo lo demás reposará bajo mis pies. Mi Palabra dice que la tierra es estrado de mis pies”.

 

“Debes saber que puedo cambiar todas las cosas en un instante. Cambio la maldad en bien, la debilidad en fortaleza, la enfermedad en salud, la muerte en vida, el temor en fe y la pena en gozo. Porque conmigo todas las cosas son posibles. Permite que mi Espíritu te cubra. Permite que mi Espíritu entre en tu corazón, donde había dolor, rechazo, abandono y temor. Donde había tanta confusión que te cansaste de tratar de salir de la jungla por tus propios medios”.

 

“No sólo soy el Dios que hace un camino donde no hay, Soy el Camino. Vendré con la espada de mi Espíritu cuando estés demasiado cansado y abriré una senda nueva. Diré, ‘elévate sobre las alas de un águila’. Permite que mi Espíritu se manifieste y se levante debajo del águila, porque tienes la paz de mi Espíritu y tendrás las fuerzas de un águila. Tendrás la visión de un águila, pero la gentileza de una paloma. No soy el autor de la confusión o el dolor, soy el Autor del amor y la ganancia”.

clip_image009

“Perdona a todos aquellos que te dañaron. Nunca permitas que ningún hombre, ninguna organización, nada del pasado, el presente o el futuro, tenga las llaves que te puedan volver a llevar al pasado. Devuélveme la llave. No regreses a la prisión de la vergüenza, el rechazo y las incertidumbres, eleva tu cabeza con dignidad. Practica esto”.

 

“Aprende a caminar porque te creé para caminar, con tu cabeza alzada, con respeto, con dignidad y con honor. Esta noche pongo sobre tu cabeza dignidad, honor, fuerzas y entendimiento. Ni siquiera conoces las preguntas, por las respuestas que te quiero entregar”.


“Permite que se manifieste mi paz. Que mi paz se establezca en medio de la tormenta. Que mi paz te atraiga hacia mi Persona y te cubra. Yo te dije que no te dejé solo, porque había enviado a mi Consolador. Él es Mi cobija. Permite que te conforte. Permite que te cubra. Permite que esponje las almohadas y te entregue los sueños de mi Espíritu. Permite que sea el que se sienta contigo para ser el Consolador, para que puedas sentirte cálido, seguro y confiado. Permite que sea Aquel que te levante y te diga cuándo elevarte”.

 

“Mientras aprendes a descansar, verás que las pruebas se alejan y verás cómo el reposo te sostiene. En mi reposo está la fortaleza. Reposa en mi Camino”, dice el Señor.

 

Prof. Eileen Fisher

(www.elijahlist.com)

 

 

Por Paul Keith Davis

 

clip_image002Hacia finales de Abril, nuestro ministerio organizó una Escuela del Espíritu de tres días. El lunes 28 de Abril, el tema del servicio de la noche se centró en los “vientos de cambio”. Para nuestra sorpresa, poco tiempo antes de la reunión, los vientos y la lluvia comenzaron a caer de una manera extraordinaria sobre el sur de Alabama, en la región de Pensacola. Más de 20 pulgadas de lluvia saturaron el área en las siguientes 24 horas, con una concentración sin precedentes de 7 pulgadas en una sola hora.

 

Mientras la inundación y el daño fueron descomunales, también evaluamos esta situación para ver si había algo que nos quería decir el Señor a través de todo esto. Oré seriamente sobre este punto y sentí que había una gran cantidad de mensajes, pero había uno central que prevalecía. El Salmo 97:2 dice: Oscuros nubarrones lo rodean; la rectitud y la justicia son la base de su trono.

 

clip_image004Ver al Señor llegando en nubarrones densos y oscuros, habla de una visitación divina que trae la justicia de Dios. Este tipo de visitación es como una espada de dos filos. Producirá juicios y bendiciones al mismo tiempo, favor y gracia sobre los justos y disciplina sobre los impíos. Los que se mantuvieron fieles por medio del arrepentimiento y la intercesión, encontrarán que este tiempo producirá limpieza y bendición.

 

Seremos limpios y santificados por el Espíritu Santo para que podamos participar de su naturaleza divina y su carácter santo. Más aún, experimentaremos la liberación del Espíritu de Verdad de una manera profunda para tratar con el pecado de incredulidad dentro de la Iglesia.

 

Juan 16:8-13 dice: Y cuando él venga, convencerá al mundo de su error en cuanto al pecado, a la justicia y al juicio; en cuanto al pecado, porque no creen en mí; en cuanto a la justicia, porque voy al Padre y ustedes ya no podrán verme; y en cuanto al juicio, porque el príncipe de este mundo ya ha sido juzgado. Muchas cosas me quedan aún por decirles, que por ahora no podrían soportar. Pero cuando venga el Espíritu de la verdad, él los guiará a toda la verdad, porque no hablará por su propia cuenta sino que dirá sólo lo que oiga y les anunciará las cosas por venir.

 

Tenemos el privilegio increíble de vivir en la generación que testificará el despliegue de los grandes misterios y los secretos ocultos reservados para los “tiempos del fin” (vea Daniel 12:4). Damos gracias que el Espíritu Santo está comenzando a desatar “cosas grandes y poderosas” relacionadas con nuestro mandato profético. Estas directivas escriturales imparten visión con entendimiento, concerniente a la revelación de su gloria y su naturaleza.

 

Su naturaleza divina

Las Escrituras estipulan que tenemos sus promesas preciosas y magníficas por medio de las cuales podemos ser partícipes de su naturaleza divina, a través del conocimiento verdadero de Cristo (vea 2 Pedro 1:4-8).

 

El tiempo del fin es un período para revelar y reinstalar grandes verdades y exponer las cosas ocultas de las tinieblas. Una compañía de creyentes vencedores comenzará a “probar la buena palabra de Dios y los poderes del siglo venidero” (vea Hebreos 6:5). Por el contrario, los que no fueron fieles a la palabra de Dios en este tiempo, padecerán la corrección y la disciplina divinas.

 

clip_image006La justicia y la rectitud son el fundamento de su trono. Para que haya una verdadera manifestación de la presencia del Señor, debe haber un fundamento de Justicia y Rectitud sobre el cual se establece su autoridad. Estos dos pilares constituyen el marco para la verdadera autoridad real. La Biblia nos dice que los “vencedores” serán pilares en el templo de Dios.

 

Apocalipsis 3:12 dice: Al que salga vencedor lo haré columna del templo de mi Dios, y ya no saldrá jamás de allí. Sobre él grabaré el nombre de mi Dios y el nombre de la nueva Jerusalén, ciudad de mi Dios, la que baja del cielo de parte de mi Dios; y también grabaré sobre él mi nombre nuevo.  

 

Salmo 89:14-15 dice: La justicia y el derecho son el fundamento de tu trono, y tus heraldos, el amor y la verdad. Dichosos los que saben aclamarte, Señor, y caminan a la luz de tu presencia….

 

Debemos ser los pilares de la justicia y la rectitud a través de quienes el Señor ejecutará sus juicios en la tierra. Con la madurez seremos árboles de justicia que cargarán ese fruto que refleja sus atributos divinos.

 

El Señor, nuestra justicia

En Jeremías 33:16, el Señor primero se revela a sí mismo como Jehová Tsidkenu: El Señor, nuestra Justicia. Un Dios justo pronunció la muerte como el castigo por el pecado. Aunque el mismo Dios se hizo carne, la vara de justicia, para probar la muerte en lugar de todos los pecadores y proveer la justicia transferida o imputada por medio de su gracia.

 

Cuando el Señor descendió ante Moisés en una nube, lo describió como compasivo y manso, lento para la ira y abundante en misericordia y verdad. Aun así, no pasó por alto el castigo por su falta (vea Éxodo 34:5-7). El clamor del corazón del Espíritu es para que haya arrepentimiento y nos volvamos al Señor, sólo así pueden venir tiempos de refrigerio desde su presencia, proveyendo verdadera justicia.

 

En el Antiguo Testamento existe revelación evidente de Israel como una nación que busca justicia, aunque en su deseo apasionado por la justicia, la gente descubre su propia injusticia. Por tanto, nos transformamos en un pueblo que buscamos con corazones de pureza y comunión con Dios, en santidad y por su gracia. Dios siempre tendrá un remanente de gente en la tierra que lo busque a Él y su justicia.

 

clip_image008La justicia de Dios se nos reveló por medio de la Palabra escrita: La revelación de Jesucristo. Cuando se entregó la primera ley escrita con la forma de los Diez Mandamientos, reconocemos que los primeros cinco mandamientos tratan con una relación correcta con Dios. Los segundos cinco mandamientos se relacionan con una relación correcta con los hombres.

 

Todas las relaciones apropiadas primero comienzan con un entendimiento amplio y una relación con Dios mismo. Sólo después de tener el espíritu correcto y restablecer una relación con el Señor, podremos movernos hacia una correcta relación con nuestro prójimo, basada en un sincero amor fraternal. El Señor está buscando a aquellos que puedan caminar juntos en acuerdo y unidad, para que pueda derramar su unción sobre ellos.

 

clip_image010Cuando la justicia se estableció en los corazones de los creyentes por medio de la Palabra, luego podemos movernos hacia un aspecto superior de la justicia: La santidad. El Espíritu de santidad es el mismo poder de la resurrección que se describe en Romanos 1:3-4: Este evangelio habla de su Hijo, que según la naturaleza humana era descendiente de David, pero que según el Espíritu de santidad fue designado con poder Hijo de Dios por la resurrección. Él es Jesucristo nuestro Señor”.

 

El gran poder de Dios se está soltando sobre nosotros por medio del Espíritu de santidad. El Señor desea establecer su justicia y su rectitud como un fundamento de su trono y su presencia manifiesta. Este poder manifestado de Dios reposa en la cruz, como se estipula en 1 Corintios 1:18: El mensaje de la cruz es una locura para los que se pierden; en cambio, para los que se salvan, es decir, para nosotros, este mensaje es el poder de Dios.

 

Mientras buscamos el rostro del Señor en medio de los momentos de intimidad espiritual y quietud, mucho más que su mano, seremos partícipes de su carácter santo por reflejar su imagen. Comenzaremos a conocerlo verdaderamente a Él y al poder de la resurrección, dentro del cual podemos incluir la participación en sus sufrimientos. El poder manifiesto de Dios es esencial para nosotros, si queremos ser la luz del mundo durante los próximos tiempos de grandes tinieblas.

 

Paul Keith y Wanda Davis

(www.elijahlist.com)

 

 

Por Jeff Jansen

clip_image001

Quiero compartir con usted una enseñanza sobre el poder de los decretos del Reino. A lo largo de la Palabra, existen muchas referencias sobre emitir decretos y manifestar el poder de Dios.

 

Gálatas 1:11-12 y 17 dice: Quiero que sepan, hermanos, que el evangelio que yo predico no es invención humana. No lo recibí ni lo aprendí de ningún ser humano, sino que me llegó por revelación de Jesucristo… Tampoco subí a Jerusalén para ver a los que eran apóstoles antes que yo, sino que fui de inmediato a Arabia, de donde luego regresé a Damasco.

 

Job 22:28 dice: Tendrás éxito en todo lo que emprendas, y en tus caminos brillará la luz.

 

Como nuestro Padre en el Cielo, tenemos la autoridad para hablar ante el Trono y emitir decretos por medio de las palabras de nuestra boca. Jesús dijo que podemos tener lo que declaramos (vez Marcos 11:23). En Hebreos (vea Hebreos 10:23), nos alientan a sostener nuestra confesión. Cuando desatamos nuestra fe por medio de órdenes o en nuestras oraciones, debemos seguir creyendo que Dios está trabajando a pesar de los cambios que podamos ver. Uno de los caminos por los que podemos hacer esto es continuar recordándole a Dios las cosas por las cuales estamos creyendo, orando y agradeciéndole a Él, porque estamos confiando en lo que está haciendo en la dimensión del Espíritu.

 

clip_image003Sostenidos por la Palabra

Hay poder sobrenatural en la Palabra de Dios. Cuando el Espíritu nos revela nuestra participación en Cristo, se nos imparte esa habilidad. Lucas 1:37 dice: Porque para Dios no hay nada imposible. Traduciendo estas palabras de una manera más literal: Ningún “rhema” de Dios quedará fuera del dunamis. En otras palabras, cuando Dios habla, su palabra está cargada de poder sobrenatural. La palabra rhema es un término griego para “palabra hablada” y dunamis es el término griego para “poder sobrenatural”.

 

Cuando meditamos en la Palabra sobre nuestra autoridad, el Espíritu Santo escribe sus leyes en las tablas de nuestros corazones. Mientras perseveramos como buenos soldados, nos aferramos a la Palabra hasta ver su manifestación en la realidad natural. Las palabras que Jesús recibió de su Padre, sostienen todas las cosas. Hebreos 1:3 dice: “El Hijo es el resplandor de la gloria de Dios, la fiel imagen de lo que él es, y el que sostiene todas las cosas con su palabra poderosa….

 

El poder de las palabras decretadas ante el Trono

La voz del Señor es poder creativo. Dios creó todas las cosas por el poder de sus palabras decretadas. La voz del Señor es una vibración que sacude y recrea el desierto. Tiene el poder tanto para crear como para recrear. Cuando Dios habla, quedamos impregnados por su Palabra o sus asuntos. Mientras el tiempo pasa, esa palabra crece y se desarrolla, eventualmente haciéndonos dar a luz esas promesas específicas. Sin embargo, cuando se declara la palabra de Dios en la realidad de su gloria, el tiempo requerido para que la palabra crezca y madure se reduce sólo a unos breves momentos, porque el tiempo se hizo para servir a aquellos que conocen y entienden sus derechos como ciudadanos del Reino.

 

Cuando experimentamos la gloria de Dios, vivimos la realidad de la eternidad. Así como la voz del Señor tiene poder creativo, nosotros también tenemos el mismo poder en nuestra voz porque somos hijos del Reino. Como nacidos de nuevo, creyentes llenos del Espíritu, fuimos creados a su imagen y como Dios, tenemos la misma posición y lugar para hablar con la voz de la autoridad creativa. Esta puede ser una exigencia para algunos, pero no obstante es una verdad.

 

Cuando nacemos de nuevo, con el Espíritu Santo recibimos todo su ADN y su genética. El Dios que creó el mundo visible e invisible habita dentro de nosotros, este es un misterio y una belleza. La plenitud de la deidad habita dentro de nuestros corazones. Pablo dice que no debemos comportarnos como las demás personas (vez 1 Corintios 3:3). Esto es porque estamos lejos de ser como las demás personas, debido a que somos posesión del Dios Creador.

 

clip_image005Romanos 8:11 dice: Y si el Espíritu de aquel que levantó a Jesús de entre los muertos vive en ustedes, el mismo que levantó a Cristo de entre los muertos también dará vida a sus cuerpos mortales por medio de su Espíritu, que vive en ustedes.

 

¿En qué tipo de ser humano nos convierte esto? Nos hace ser como Dios en la tierra. No quiere decir que somos Dios, somos hijos de Dios y hechos a su imagen. Somos como Dios. Éxodo 7:1 dice: “Toma en cuenta, le dijo el Señor a Moisés, que te pongo por Dios ante el faraón. Hablamos como los representantes terrenales de Dios. Cuando soltamos la voz del Señor por medio del poder de la palabra declarada, podemos decretar algo y se cumplirá. Ocurrirá. Todo fue hecho por las palabras de fe.

 

Job 22:28 dice: Tendrás éxito en todo lo que emprendas, y en tus caminos brillará la luz. Existen requerimientos físicos y espirituales para desatar los milagros. Necesitamos la nube de la presencia gloriosa de Dios y luego comprender cómo hablar dentro de ella. Para nosotros es tiempo de cambiar nuestras vestiduras y comenzar a declarar los decretos de la presencia de la gloria para operar en realidades superiores de milagros creativos.

 

Somos la voz de Cristo

Una de las mayores revelaciones del Nuevo Testamento es que Cristo habita dentro de su pueblo que vive en la tierra. Por esta razón somos el Cuerpo de Cristo. En realidad, somos las manos y los pies de Jesucristo en la tierra, pero también somos su boca. Dios habla proféticamente a través de su pueblo.

 

1 Pedro 4:11 dice: El que habla, hágalo como quien expresa las palabras mismas de Dios; el que presta algún servicio, hágalo como quien tiene el poder de Dios. Así Dios será en todo alabado por medio de Jesucristo, a quien sea la gloria y el poder por los siglos de los siglos. Amén.

 

Cristo es Aquel que habla por medio de su pueblo para traer salvación, sanidad y liberación. Los seres humanos están diseñados de una manera única para ser el templo de Dios en la tierra. En la medida que rendimos nuestras voces al Señor, Él demuestra su gran poder y la extraordinaria sabiduría y revelación hablándoles a las naciones a través de nosotros. Esta es la unificación máxima entre el Cielo y la tierra, mientras Dios desarrolla a Cristo dentro de nosotros y a través de nosotros, hacia resto del mundo.

clip_image006

Nuestras voces son el sonido del Salmo 29 en la tierra. Así nos transformamos en una expresión de la voz profética del Señor. Su sonido espiritual se expresa a través de nuestro sonido natural. Mientras hablamos, Él habla a través de nosotros. Las ondas del sonido mecánico se transforman en la expresión de la onda de otro sonido sobrenatural con la capacidad para penetrar todo el universo.

 

Personalmente fui testigo de la realidad de ser una voz del Señor clave mientras viajaba por las naciones. Pude ver al Señor moviéndose en unidad con mi voz para impartir sus directivas personales para la gente, la Iglesia, las ciudades y las naciones con poder asombroso. Pude ver que cuando la voz del Señor habla, en numerosas ocasiones hubo terremotos, tormentas de nieve, tornados y huracanes que se desmantelaron por el poder de la palabra decretada.

 

Este es el sonido dentro del sonido que sacude la tierra. Esta es la voz que clama en el desierto. Así como esas ondas de sonido mecánico en ciertas frecuencias bajas pueden sacudir un edificio desde sus cimientos, el sonido de las ondas del Cielo puede sacudir las fortalezas en nuestras vidas y derribar los muros como ocurrió en Jericó.

 

Obreros de las maravillas del trono de Dios

Necesitamos estar listos para los nuevos “obreros de maravillas”. Estos transformarán ciudades, regiones y naciones cuando hablen como la voz de Dios en la tierra con una palabra de poder. Se moverán con una unción y con la luz del sonido ilimitado que viene de la presencia del Señor. Nada los podrá detener.

 

Hasta hoy vimos muchas olas de avivamiento que golpearon las naciones de la tierra, incluyendo los EEUU, pero nada como lo que estamos comenzando a ver ahora. Dios está impulsando la madurez del Cuerpo de Cristo a un nuevo lugar en el planeta. Los milagros y el poder para evangelizar se están volviendo comunes en las calles de los EEUU y el mundo. Se está levantando una compañía con carbones encendidos del Cielo en sus labios.

 

Como Moisés, hablarán declarando y decretando la voluntad de Dios a través de sus palabras. Las multitudes comprenderán quién es Dios, mientras cientos, miles o aún millones vendrán a los pies de Cristo por medio de las demostraciones de estos obreros poderosos de maravillas.

 

Hemos visto algunas cosas muy notorias en los avivamientos del pasado, incluyendo el avivamiento de Gales, el Gran despertar, el de la Calle Azuza, la Lluvia tardía, La voz de la sanidad de los años 50 y 60 y los últimos movimientos como la Bendición de Toronto y el Avivamiento de Brownsville. Más allá de lo impresionante que fue, simplemente fueron “ensayos de la atracción que viene”. Todos ellos palidecerán en comparación con el derramar de la gloria en este nuevo tiempo, el derramar del Espíritu del avivamiento.

 

Aquí veremos algunos puntos de oración que lo aliento a presentar ante el Señor:

 

• Pídale al Espíritu Santo que le muestre algún lugar donde sus palabras no están de acuerdo con las palabras de Dios.

 

• Cambie lo que está creyendo y diciendo, hable las palabras de Dios sobre su vida, su familia y sus finanzas.

 

• Ore para que el Cuerpo de Cristo gane una mayor revelación para ser su representante en la tierra que traerá un nuevo nivel de señales, maravillas, sanidades y milagros.  

 

• Pídale al Señor por su visión para su nación y por su ciudad. Decrete lo que Él dice y desate el poder sobrenatural.

 

Ricas bendiciones,

 

Jeff Jansen

(www.elijahlist.com)

 

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 36 seguidores